Lompat ke konten Lompat ke sidebar Lompat ke footer

Widget HTML #1

Jason Momoa saca a la luz el backstage de los Premios Oscar 2022


Haciendo toda una declaración de intenciones, Jason Momoa apareció en solitario sobre la alfombra roja de los Premios Oscar 2022 dos meses después de anunciar su separación de Lisa Bonet y tan solo un día más tarde de ser operado de una hernia. No hay nada que pueda parar el sentido del deber del musculoso actor, ni sus ganas de pasarlo bien.

Momoa fue el encargado de presentar el premio al mejor sonido con su coprotagonista en 'Dune' y gran amigo Josh Brolin, pero antes, una de las presentadoras de la ceremonia, la actriz y cómica Regina Hall, realizó con ellos una broma que en las redes sociales fue considerada de mal gusto. La intérprete manoseó a sus dos compañeros de profesión en tono humorístico, generándose unas cuantas críticas por ello.


Terminada la gala, donde lo más comentado por supuesto fue el incidente entre Will Smith y Chris Rock​, el actor que diera vida a Khal Drogo en 'Juego de tronos' sacó su vena más divertida y más groupie para llenar un carrusel de Instagram inmortalizándose junto a algunas de las personas más famosas del mundo, además de registrar algunos de los momentos más emotivos de la ceremonia.


Fueron primero sus compañeros en 'Dune' –entre ellos Zendaya, Timothée Chalamet y el español Javier Bardem, que no pudo ganar su segundo Oscar– los primeros en posar junto a él, en una serie de fotos que Momoa definió con las frases: "¡Menuda noche! ¡Qué honor!".


El actor nacido en Honolulu quiso fotografiarse junto a otra estrella como Don Johnson antes de hacerse otro divertido selfie junto a Javier Bardem y Josh Brolin.


Tampoco pasó por alto otro de los momentos más icónicos de estos Oscar: la presencia sobre el escenario de tres leyendas como Al Pacino, Francis Ford Coppola y Robert de Niro, que celebraban los 50 años del estreno de la primera entrega de 'El padrino'.


Sonriente posó también con lo más granado de la representación española en la ceremonia, que incluía además de a Bardem, a Pedro Almodóvar y a Penélope Cruz. El mismísimo Al Pacino no se quiso perder tampoco la oportunidad de posar con esta divertida pandilla.


Cerraban el carrusel un cariñoso beso de Momoa y Brolin, sin olvidar el posado con dos de los ganadores de la noche: los hermanos Billie Eilish y Finneas O'Connell. Ambos artistas se llevaron a casa la estatuilla dorada por su tema 'No Time To Die' de la última película de James Bond, 'Sin tiempo para morir', con la que superaron incluso a la gran favorita, 'Dos oruguitas', de la película 'Encanto'.  

(*)